El único sitio donde el éxito llega antes que el trabajo es en el diccionario (Donald Kendall, fundador de Pepsi)

viernes, 18 de noviembre de 2011

Un més siendo feliz

Fueron largos los preparativos, difíciles las decisiones y sufridas las personas dejadas atrás.
Un trago amargo me oprime la garganta cuanto recuerdo 'la previa' de mi aventura. Noticias difíciles de narrar y mucha gente a la que informar, que no convencer; pues, el primer convencido era yo mismo.
Ahora es cuando uno puede hacer balance, no antes.
Llevo en Ecuador ya un més, aunque mentalmente se me ha hecho mucho más largo por todas las vivencias y clases de vida que he recibido.
Me ha dado tiempo a disfrutar del otoño, encontrar un alojamiento digno, entrevistarme con muchas empresas, poder elegir una de ellas para trabajar, entrevistarme con muchas universidades, poder elegir una de ellas para enseñar, hacer buenos amigos, un poco de turismo y tener la posibilidad conocer a un pueblo encantador y con mucho que ofrecer.
Estoy realmente feliz en mi trabajo. Las instalaciones son muy nuevas y modernas, cerca de mi casa, mis compañeros son de lo mejor y la labor que desempeño y con la cual estoy formándome, me encanta.
En la Universidad me siento realmente feliz y pleno, los alumnos me dan un trato muy gratificante y humano. Creo, estoy teniendo buena aceptación y entusiasmo por mis clases -o eso al menos percibo yo-.
Cuando uno pone todo su empeño, entusiasmo e ilusión en lo que cree, frágil se vuelve el muro que le impide su camino.
Como sabiamente me ilustra mi tio Joseantonio Trujillo: 'Nunca he tenido fácil nada y ningún proyecto me ha salido a la primera. Ese camino agreste es el que siempre me ha aguardado y tampoco tengo intención de abandonarlo.'


2 comentarios:

  1. Clase y figura hasta la sepultura. ¿Te suena?. Mucha suerte y salud.

    ResponderEliminar
  2. Nos alegramos mucho que te vayan bien las cosas. Esfuerzate en tu trabajo, aprende de tus alumnos, agradece todo lo que te están dando. Que tu trabajo deje poso. Un abrazo de los tres.

    Joseantonio Trujillo

    ResponderEliminar